Desde mi sillón

Un blog de la Red de las Indias

Grupo de Cooperativas de las Indias

Usura (o mezquindad) en Ezra Pound

La usura nunca ha estado bien vista en ninguna cultura. Merece la pena no verla solo como un excesivo tipo de interés o como una manifestación contra natura de la adoración del becerro de oro ya que el dinero sería estéril. Pero hoy ya sabemos que esto no es así y que por lo menos tenemos que entender distinciones elementales entre austeridad y exuberancia de forma que las viejas ideas sobre la crematística me parecen realmente rancias incluso en este momento delicado de la situación económica. Yo hablaría hoy de mezquindad trascendiendo el ámbito económico y pasando al moral.

O sea que yo traduciría lausura como mezquindad en todo el canto XLV de Ezra Pound. Un cambio que debería arrastrar a la traducción entera, un buen trabajo para Daniel Bellón quien me deslumbró en su contribución a la irónica diagnosis de Dylan. Miren cómo queda:

Cantar XLV

Con mezquindad

Con mezquindad no tiene el hombre casa de buena piedra
Con bien cortados bloques y dispuestos
de modo que el diseño lo cobije,
con mezquindad no hay paraíso pintado para el hombre en los muros de su iglesia
harpes et lutz (arpas y laúdes)
o lugar donde la virgen reciba el mensaje
y su halo se proyecte por la grieta,
con mezquindad
no se ve el hombre Gonzaga,
ni a su gente ni a sus concubinas
no se pinta un cuadro para que perdure ni para tenerlo en casa
sino para venderlo y pronto
con mezquindad,
pecado contra la naturaleza,
es tu pan para siempre harapiento,
seco como papel, sin trigo de montaña,
sin la fuerte harina.
Con mezquindad se hincha la línea
con mezquindad nada está en su sitio (no hay límites precisos)
y nadie encuentra un lugar para su casa.
El picapedrero es apartado de la piedra
el tejedor es apartado del telar
con mezquindad
no llega lana al mercado
no vale nada la oveja con mezquindad.
Mezquindad es un parásito
mella la aguja en manos de la doncella
y paraliza el talento del que hila. Pietro Lombardo
no vino por mezquindad
Duccio no vino por mezquindad
ni Pier della Francesca; no por mezquindad Zuan Bellini
ni se pintó “La Calumnia”
No vino por mezquindad Angélico; no vino Ambrogio Praedis,
no hubo iglesia de piedra con la firma: Adamo me fecit.
No por mezquindad St. Trophime
no por mezquindad St. Hilaire.
Mezquindad oxida el cincel
Oxida la obra y al artesano
Corroe el hilo en el telar
Nadie hubiese aprendido a poner oro en su diseño;
Y el azur tiene una llaga con mezquindad;
se queda sin bordar la tela.
No encuentra el esmeralda un Memling
Mezquindad mata al niño en el útero
No deja que el joven corteje
Ha llevado la sequedad hasta la cama, y yace
entre la joven novia y su marido
Contra naturam
Ellos trajeron putas a Eleusis
Sientan cadáveres a su banquete
por mandato de mezquindad.

Ya sé que muchos desearían leer ese precioso canto con la usura bien subrayada. Por varias razones. Porque la riqueza financiera es humo. Porque los banqueros son unos parásitos, especialmente los de El Roto y los inolvidables banqueros de Chumi Chúmez siempre cabalgando un obrero. Poque lo prohibe el Corán o porque la doctrina de la iglesia romana no parece ser muy partidaria. Porque no debería caber en el Estado Fascista que ensalza Pound.

Para los que despreciamos la mezquindad todo lo anterior puede o no ser cierto. Lo que nos ocurre es que la usura nos recuerda a Shylok y éste no acaba de parecernos mezquino sino riguroso en su exigencia del hígado ajeno. Preferimos odiar al mezquino que al usurero simplemente porque es más bonita la lógica de la abundancia que la de la escasez, o porque la figura del mumi o el potlatch nos reconcilian con alguna parte de la humanidad y de nosotros mismos que podría creer en las finanzas pero no en la mezquindad.

«Usura (o mezquindad) en Ezra Pound» recibió 2 desde que se publicó el Lunes 20 de Septiembre de 2010 . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Juan Urrutia.

Comentarios recibidos en este post y unidos a la discusión global de todos a través de la Matriz, nuestro espacio conversacional.

  1. Daniel Pauni dice:

    Yo creo que el conocimiento intimo de los idiomas ingles y latino no permiten tergiversar el sentido de Pound ni el tiempo de entreguerras en que se genera esta animadversiòn al capital financiero que él ve como usurario. Otros, tambien. Ayer y hoy.

Pingbacks recibidos desde otros blogs

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos los blogs de la red indiana en la
página de registro de Matríz.