Desde mi sillón

Un blog de «El Correo de las Indias»

Grupo de Cooperativas de las Indias

El capitalismo como sistema complejo: continuación

Recordemos que siempre se ha acusado a la Economía Neoclásica de tener envidia de la Física. Acusación ésta que se tornaba en acusación política de compañero de viaje del conservadurismo por dejarse llevar por la presunta barrera de la formalización y no tener en cuenta la realidad económica en sí­.

Esta actitud de comenzar no por axiomas sino por datos es hoy defendida expresamente como postura metodológica por Alan Kirmamn en esta entrevista que tiene mucho interés porque sus respuestas nos fuerzan a pensar sobre la posibilidad de que sea la propia teoría la que haya precipitado la crisis.

Una alternativa posible a la teoría de la corriente principal es la Econophisycs (una panorámica de la cual se puede ver aquí) que trata de aplicar modelos de física a los “objetos” económicos (individuos, costumbre, instituciones, cultura, etc.)

Más en concreto modelos de sistemas complejos tal como ya indiqué en un post muy reciente. Allí ya sugería que esa nueva imitación de la físisca ya lleva muchos años en camino y no siempre de manera lineal. Ya sugería que el mejor ejemplo es el de Axel Leijomhufvud que no solo ha pensado siempre en términos de sistemas complejos, sino que además ha tratado de organizar la profesión alrededor de computational economics.

Respecto a lo primero es notable que se le trate de callar, que Barro abomine del Desequilibrium Approach y que se haya borrado de Google la entrada correspondiente al Corredor Neoclásico.

Esto plantea a su vez el porqué no ha sido escuchado como merece. Aquí hay una bonita explicación que no incide en lo que yo pretendo comunicar y que es que se trata de la dinámica de la ciencia y de la dependencia del recorrido ya enfatizada por Brian Arthur. Una cuestión de la que ya habló también Axel de forma quizá premonitoria.

Respecto a lo segundo es notable y significativo que Leijonhuvfud fuera un pionero en Computable Economics, una especie del género complex systems. En 1991 puso en marcha el Center for Computable Economics en UCLA y fue su director hasta 1997. No tuvo mucho éxito entre sus propios colegas. Pero no se doblegó y, pienso que cabreado, se fue de UCLA de manera que se acercó todaví­a más a la Universiadad de Trento en donde fue desde 1995 profesor de Teoría y Política Monetarias y en cuyo Computable and Experimental Economics Laboratory (CEEL) pudo volver a involucrarse en esa rama que hoy gana adeptos y que de alguna forma subyacía a su aportación a la macroeconomía.

Pero quizá merezca la pena ir un poco más allá todavía y explorar las conexiones de la Economía y la Física más allá de la posible aplicación de los sistemas complejos. Pensemos en primer lugar en ese problema computacional tan famoso que contrasta proposiciones P y proposiciones NP poniendo énfasis en la posibilidad de que lo demostrable pudiera ser no computable.

Pensemos luego en el posible enriquecimiento de la idea de punto de silla. Un punto de silla es globalmente estable SI Y SOLO SI ocurre que estamos sobre el path adecuado. Si sabes cual es ese camino y te colocas en él acabas en un punto conocido y a menudo óptimo. Si no te colocas sobre él no sabes en donde acabarás.

Y terminemos con una locura. Reflexionemos sobre esta frase: “cualquier parte es un todo y todo todo tiene partes”. Hay veces que no entendemos el funcionamiento de las partes pero sabemos cómo computar su funcionamiento de forma que explica lo que queríamos saber del todo, justamente como la mecánica cuántica. Y esto se puede poner en relación con la diferencia entre explicar y comprender.

Para explicar X bastaría con algo reduccionista e individualista que diera cuenta de cómo X ocurre porque los agentes son funcionalmente racionales. Comprender X exigirí­a conocer los mecanismos psicológicos que determinan esa racionalidad funcional. Pero no podemos parar ahí. En efecto, sea X la dinámica social. Este todo -la dinámca social- tiene partes, agentes individuales. Y esas partes son a su vez todos que tienen partes… que son un todo.

Pero esto nos hace pensar que el elemento básico de una explicación puede ser una partícula (individo) o una onda (la psicología social) o ambas cosas a la vez. Como las partículas elementales de la física cuántica. Todo ello nos permitirí­a calcular una trayectoria de un sistema complejo (siempre que fuera P) pero quizá no comprender que ese individuo pueda ser dos cosas a la vez. Y aun así es posible que el cálculo o la explicación sea NP.

«El capitalismo como sistema complejo: continuación» recibió 0 desde que se publicó el Jueves 19 de Enero de 2012 . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Juan Urrutia.

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos nuestros blogs en la
página de registro de Matríz.

El Correo de las Indias es el agregador y plataforma de blogs de los socios del Grupo Cooperativo de las Indias y es mantenido y coordinado por los miembros de la comunidad igualitaria de las Indias