Desde mi sillón

Un blog de la Red de las Indias

Grupo de Cooperativas de las Indias

Periferia 5: multipolaridad

Durante un tiempo escribí­ varias entradas sobre las vetajas de la desaparición de los centros bajo el tí­tulo genérico de Periferias.Haré ahora recuento de las entradas en las que incurrí­. En Periferias, así­ sin número, comienza la serie a través de la utilizción de la figura de de Edvar Munch que me sirvió para evocar la idea de que el genio y la acción están en las periferias, no en el centro. En Noruega y no en Berlí­n.

En Periferia 1 resumí­a algunas de las ventajas de las confederaciones, un tema que más tarde se expandió hasta constituir un altí­culo en Polí­tica Exterior. Periferia 2 contaba las peripecias de Michel Onfray que se aleja de Parí­s y lleva a cabo, poco a poco, un proyecto de rescatar la memoria de los filósofos silenciados y periféricos. En Periferia 3 me limitaba a recordar que la acción ocurre en la periferia, que no pasa nada en el centro del huracán y que, sin embargo, es en la acción trepidante de lo que ocurre fuera del centro donde se encuentra el malestar de la cultura que nos priva de la mediocre felicidad de los notarios. El conficto entre Iberia y Barcelona a propósito de la gestión del aeropuerto de El Prat conformaba la Periferia 4, en donde además insistí­a en las rentas no merecidas que genera un centro donde en realidad no pasa nada.

No es que tenga ahora grandes cosas que añadir; pero se me quedó en el tintero un post adicional que decí­a lo que sigue y que quiero que aparezca en este momento sin que represente el final de la serie ni tampoco me comprometa continuarla.

Si las entradas anteriores ocurrieron en mayo de este año, lo que sigue debe estar ecrito en algún momento de junio. Ahora no puedo precisar la fecha.

Decí­a :

Hace unos dí­as Thomas Friedman el famoso columnista y autor de The world is flat, decí­a en su columna del International Herald Tribune, que se habí­a acabado la unilateralidad de la administración Bush y que el mundo caminaba hacia una multilateralida distinta a la biolaridad de la guerra frí­a.

Ahora se tratá de un a multipolaridad condicinada por los recursos enrgéticos. He aquí­ un ejemplo de el mecanismo dinámico de conformación y disolución de polos y, al mismo tiempo, una plasmación de lo que es una red distribuidad en la que, debido a la proliferación de centros, lo que tenemos es una periferia universal.

A esto podrí­amos añadir el contenido del artí­culo de Moisés Naim en el Finacial Times en el que reconoce que aun el más pequeño de los actores internacionales va a tener algo que decir porque puede romper cualquier cambalache que los del centro quieran montar

.
Lo dejo así­ ,como estaba, no si resaltar que la multipolaridad parece que se vuelve a imponer, que en el mundo actual es muy dificil conservar un monopolio y que el malestar de la cultura que asocio a la intranquilidad que trae consigo la aceleración de la innovación está aquí­ para quedarse ya que la periferia pasa a ser una caracterí­stica general del mundo: todos somos periféricos.

«Periferia 5: multipolaridad» recibió 0 desde que se publicó el Jueves 22 de Junio de 2006 . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Juan Urrutia.

Pingbacks recibidos desde otros blogs

  1. […] que recurrimos o nos identificamos con el conector que nos ignora. No se ha de temer ser periferia, el valor y la innovación, por definición, están ahí. Lo que no se puede aceptar ser es periferia y dependiente. Guardado por David de Ugarte en su […]

  2. […] Como no soy tecnológicamente correcto, no soy capaz de traer a este lugar el contenido que quiero ofrecer sin correr el peligro de que desaparezca. Por lo tanto ruego que quien esté interesado sobre la multipolaridad o algo parecido que hace referencia a la idea de Periferia, se tome el tabajo de pinchar aquí­ […]

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos los blogs de la red indiana en la
página de registro de Matríz.