Kiva

por | sábado 4 de julio de 2009

No se puede estar cinco días sin ordenador o sin tiempo para usarlo con sosiego. Vuelves y te encuentras que has perdido un año. Esto es lo me ha pasado al leer este post en la bitácora de las Indias. Es de lectura obligatoria