Desde mi sillón

Un blog de «El Correo de las Indias»

Grupo de Cooperativas de las Indias

El cuerpo como metáfora

El cuerpo político del ReyHace dos días concluía, a propósito del Consejo Europeo de ese mismo día, que:

Esa es la oportunidad de Europa, inaugurar el siglo XXI en donde ya no importa mandar sino ser sabio para hacer burla al poderoso

Y hoy no tengo más remedio que ratificarme a la vista de los comentarios de los observadores habituales de los que disfrutamos ayer. Me ratifico en que era una oportunidad, pero añado que no se aprovechó por falta de visión amplia. Cuando la visión está basada en el cuerpo humano, nada original en la historia del pensamiento de cualquier cultura y ya utilizada por mí en este blog, hay que distinguir cómo se usa.

La manera más corriente en estos días es el uso médico de nuestro cuerpo con esa metáfora, seguramente por la preeminencia de la biomedicina y sus éxitos. Esta es la línea que usa Rubalcaba. Según este ex investigador químico, contra la crisis y sus efectos sobre el cuerpo del enfermo, lo primero debería ser el uso de un antipirético para bajar la fiebre, luego deberíamos atacar la infección que produce la fiebre mediante antibióticos y finalmente sería recomendable la toma de vitaminas para revitalizar la actividad económica del cuerpo social. Ni que decir tiene que el antipirético es el arreglo del sistema financiero con o sin ayuda del BCE, el antibiótico serían los eurobonos y las vitaminas serían cualquiera de las medidas de impulso del crecimiento tanto por parte de la demanda como de la oferta. Lo bueno de esta metáfora es que en ella está claro cual es el orden en el que se debían tomar las medidas y lo malo es que no se precisa el tiempo que llevaría todo el proceso o si ese tiempo es el mismo para cada país.

Mucho me temo que como lo que importa es mandar, tal como decía anteayer, hay que mirar a lo que ocurrió en Bruselas como una forma de alargar el proceso de recuperar la salud a fin de desembarazarte de otros alargando los tiempos siempre que tú puedas resistir, especialmente si el proceso trae consigo una devaluación paulatina del euro que, en cualquier caso, beneficia a todos.

Pero ya, puestos a esperar, podemos entretenernos imaginando extensiones de la metáfora del cuerpo humano. Los que hacemos gimnasia y nos entrenamos para mantener un poco el tipo, la fuerza o lo que sea, sabemos cual es esa extraña relación entre los distintos músculos del cuerpo. Hemos llegado a entender que la vida cotidiana en una ciudad limita el ejercicio de los músculos a ciertas parejas o grupos de ellos que ya no sabemos utilizar aisladamente. Y, sin embargo, nos ejercitamos precisamente para distinguir cada músculo en particular, repasando quizá un librito de bachillerato, a fin de decidir más conscientemente cuales queremos emparejar o agrupar y cuales queremos mantener aislados y para qué en cada caso.

Esta manera de mirar y entender al cuerpo humano es lo más parecido al confederalismo y ésta forma de convivencia es quizá el arreglo menos forzado para institucionalizar Europa, especialmente si lo visualizamos como confederalismo asimétrico. E institucionalizar Europa es en lo que va a deslizarse la conversación entre países europeos como resultado no tanto del intento de resolución de la crisis financiera y del euro, sino como estación de destino de la lucha por el poder. Una estación de destino en la que ya no hay poderosos de forma que la burla con la intentamos ridiculizar al extranjero es solo un gesto cariñoso.

«El cuerpo como metáfora» recibió 0 desde que se publicó el Viernes 25 de Mayo de 2012 . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Juan Urrutia.

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos nuestros blogs en la
página de registro de Matríz.

El Correo de las Indias es el agregador y plataforma de blogs de los socios del Grupo Cooperativo de las Indias y es mantenido y coordinado por los miembros de la comunidad igualitaria de las Indias