Artículos

Nomadismo y plagio: un héroe de nuestro tiempo

A primeros de agosto apareció una noticia insólita en un diario nacional. Hans Werner Gottingen, un economista de mi edad, especializado en análisis matemáticos del medio ambiente lleva décadas publicando cosas ya publicadas por otros y haciéndolo en revistas cientí­ficas no muy puntereras así­ como cambiando constantemente de institución de acogida, sea ésta docente o de investigación.

A pesar del escándalo del caso, que mereció la atención de la afamada revista Nature, HWG representa dos caracterí­sticas de nuestro tiempo, el nomadismo y el plagio, que hacen del escándalo un paragigma.

Es un héroe, un plagiario solitario que utiliza las redes sociales y su falta de completitud en su propio beneficio y yo dirí­a que en el de todos pues si no le han cogido hasta ahora es porque los lectores de diferentes revistas en las que publicaba, no precisamente entre las mejores, no se relacionan entre ellos, ni la memoria de las generaciones vence en potencia a la de los peces, ni los miembros de claustros más o menos marginales se relacionan demasiado entre ellos.

Por otro lado, si falsear resultados puede resultar relativa y tnagencialmente bueno como ocurrió en el caso del famoso cientí­fico coreano con la clonación humana, porqué habrí­a de extrañarnos que un simple y modesto plagiador que actua como el «solitario» sirva para extender el conocimiento.

El nomadismo y el plagio son dos formas de extender el conocimiento, que es de lo que se trata. ¿O no?

mm

Juan Urrutia , economista y filósofo mundano. Bitácora en la red desde 2003.