Estado con agujeros

Me entero por ese gran periódico, lleno de amor a la verdad, El Mundo, que miles de inmigrantes ilegales entran por el aeropuerto de Girona . Supongo que luego se filtran en el tejido social y que ya no hay manera de identificarlos.

E incluso votarán en las elecciones locales con papeles falsos y votarán a quien no debieran. Pero basta ya de ironí­a sin gracia.
Me apunto con letra minúscula en Mi Goulue: menos mal que tenemos un Estado con agujeros.

Sí­ menos mal. Así­ pueden entrar los jóvenes no nacionales e invadirnos. ¡Qué esperanza me da esto! A los nacionales no nos quedan más que los papeles; pero éstos son perfectamente tontos y, además, a estos papeles estúpidos no se les ocurre nada nuevo.

God bless Girona y los buenos policí­as que controlan su aeropuerto al que, por cierto, no se puede volar desde Madrid.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.