• Artículos

    Continúa el curso… de los acontecimientos

    El desarrollo personal de nuestros hijos no puede estar condicionado por los señores de la Ciudad de los que dependan y para que esto sea posible es necesario que por la bocana del puerto sigan entrando, junto con la carga del hierro necesario, algunas ideas frescas incluso si para que lleguen hay que salir a buscarlas a bordo de un remolcador de altura.

  • Breves

    Misión cumplida

    Es lo que, adelantándose a los acontecimientos, dijo Bush Jr. desde un portaviones al poco de comenzar la invasión de Irak que todavía hoy da guerra: «mission accomplished». Yo no me precipito si digo que yo he cumplido con mi misión, pues la novela está terminada, aunque, claro está, faltan detalles y rematarla puede llevar bastante tiempo. Pero este trabajo ya no lo haré en esta casa del municipio de Foixá en el Baix Empordà. He trabajado todos los días y mi ánimo se ha ido consolidando a partir del retorno de München, a donde viajamos ya hace cuatro semanas. Pero mañana volvemos a Madrid y habrá que retomar la…

  • Artículos

    La seña y su continuación

    Era justamente lo que ellos querían oír y algo muy contrario a mis verdaderas creencias, como tú sabes bien. Pero no me avergüenzo, pues he aprendido a tener todos mis mundos aislados entre sí sin intentar una unificación, cuya obsesión se debe únicamente a la religión en la que los habitantes de esta Ciudad hemos sido educados.

  • Artículos

    El Honor

    Lo que se exige de alguien como el que Jon quería llegar a ser es el Honor, esa virtud rara vez catalogada como tal, que hace que quien que la posee ante nadie se arrodille y ante la verdad incline la cabeza.

  • Breves

    Una noche de perros… y ranas

    Parece que la borrasca se va alejando, pero ayer sufrimos una de esas que no se olvidan. Los rayos y los truenos fueron casi constantes y la luz eléctrica se iba y volvía sin ninguna prisa. Si una vez hace años nos quedamos encerrados fuera, ayer corríamos el peligro de no poder salir, pues la puerta para el coche funciona con electricidad únicamente. Creíamos que el tejado no tenía fisuras, pero comenzaron las goteras, y llenamos el piso de arriba con baldes como los que se veían en los años cincuenta en cualquier casa. Fue sin duda una tarde-noche de perros, y esta mañana en mi paseo matinal he visto…

  • Artículos

    Un pragmatismo embriagador

    Para hacer de aquel hijo prometedor alguien realmente capaz de llegar a la cima como quería la madre, o de ser una especie de héroe como presumiblemente deseaba el padre, las luces asociadas al francés no bastaban. Era de todo punto imprescindible domeñar el inglés...

  • Artículos

    Las luces

    Es más, a menudo se dejaba ganar por experimentar, además de su propio sentido del honor, que cada vez se mostraba más inexistente, el extraño orgullo del ganador, una reacción que cada vez le parecía más curiosa por su incapacidad de comprenderla.

  • Artículos

    Penetración

    Estos patrones tan especiales constituyen una clase cerrada en sí misma que cumple con su deber, por nadie impuesto, de refrescar el aire mental de este bocho que sin ellos correría el peligro de perecer intelectualmente

  • Breves

    Un interludio económico

    En medio del esfuerzo por ir dando forma a la gran novela de Bilbao, título a penas pretencioso, y de terminar de ordenar las entradas que conforman la serie «Hacia un Nuevo Relato», que continúa y cierra, esperemos, Crónica de un Crisis, me permito una distracción para mencionar las últimas malas noticias de la economía europea y la vaciedad del lenguaje de nuestros políticos, forzado, claro está, por los datos aparecidos ayer día 14 y dados a conocer en los periódicos correspondientes a la Virgen de Agosto. Por una vez estoy contento de estar de acuerdo con el columnista del País José Carlos Díez , y recuerdo que su propuesta…

  • Artículos

    Historias de Lourdes

    Venga Lourdes, empecemos esta noche, déjame contarte mis manías y lo poco que yo te puedo ofrecer. Solo algo de Teoría del Conocimiento. El resto es muy poco y muy poco ortodoxo; pero, ¿quién sabe? Igual tú me lo permites.